-->

Menú

Para realizar pedidos o solicitar información contacte con nosotros en: artemilitarynaval@gmail.com

sábado, 11 de marzo de 2017

Legionarios de España

Soldados de España


Nº 3.- Legionario


legionario español

Colección "Soldados de España"

Legionario español
Trabajos artísticos exclusivos para:
  • ELABORAR PINTURAS ACRÍLICAS Y AL ÓLEO en Tamaños normalizados para enmarcación:
  • LÁMINAS en tamaños normalizados para enmarcación. Soportes: Papel, cartón pluma, lienzos con o sin bastidor, tabla entelada, vinilo, etc.;
  • PERSONALIZACIÓN: con los textos o detalles que más le agraden.
  • ENCARGOS A MEDIDA: para soldados con uniformes de unidades específicas.
  • ¡¡Contacte con nosotros y consúltenos!!


Nuestra Lámina

Introducimos un nuevo trabajo de la serie Soldados de España sobre el esquema compositivo propio de esta colección. Ahora el protagonismo corresponde a un componente de la Legión española. Nuestro legionario presenta armas al artículo 1º del Credo Legionario, El Espíritu del Legionario:

El espíritu del legionario es único y sin igual,
es de ciega y feroz acometividad,
de buscar siempre acortar la distancia con el enemigo
y llegar a la bayoneta.



El nacimiento de la Legión española

Fundada el 20 de septiembre de 1920 como Tercio de Extranjeros, la Legión fue concebida como fuerza de choque de infantería contra la rebelión rifeña del Protectorado de Marruecos, cuya lucha, sangrienta y cruel, desangraba a España en hombres y oro.

El Espíritu de la Legión recibió su peculiar impronta de su primer comandante, el teniente coronel José Millán-Astray, creador de la mística guerrera sobre la que se forjaría una pétrea hermandad de valientes y disciplinados hombres de honor: habían nacido para la Historia los Novios de la Muerte.

Inicialmente el Tercio de Extranjeros se organizaría sobre una plana mayor de mando y cuatro batallones que se denominarían banderas. Cada bandera constaba a su vez de una plana mayor, dos compañías de fusileros y otra de ametralladoras. El jefe de la Primera Bandera y lugarteniente de Millán-Astray sería Francisco Franco.

El bautismo de fuego lo recibirá la Legión en 1921, con la muerte en emboscada del cabo Baltasar. Desde el primer momento, la Legión comienza a dar muestras de su altísimo valor combativo, significándose especialmente Xauen, Benilai y Buharratz. Pero las acciones más importantes están reservadas en torno a Melilla y el Rif, pues desde el desastre de Annual estas zonas se han convertido en el centro de gravedad de la lucha. Antes de partir hacia allí desde Tetuán, los legionarios han jurado a su jefe, Millán Astray, que morirán todos antes de dejar caer la ciudad ante el enemigo. Y a fe que cumplieron los bravos legionarios del tullido de acero, pues los hombres de Millán Astray no dejaron nunca de morir para vencer. Y lo llevan haciendo sus dignos sucesores hasta el día de hoy

¡Viva España!¡Viva la Legión!